17 de setiembre de 2007

LA NARGUILA, UNA MODA PELIGROSA

Buscando comida oriental, nos encontramos con lo que se insinúa como la nueva moda de los jóvenes fumadores de tabaco: LA NARGUILA

Este encuentro casual ocurrido en la ciudad de Bogotá, a los pocos días se convirtió en algo cotidiano cuando vimos que en varios restaurantes y bares de estudiantes se ofrecía el “servicio de narguilas” a muy bajo precio (menos de tres dólares). Ya no eran sectores exclusivos de la ciudad los sintonizados con la moda, adornados con ambientes orientales, sino también lugares de consumo popular.

“Un narghile (o una narguila) es una pipa de agua tradicional para fumar. También se le conoce como cachimba, hookah, narguile, shisha, kalyan. En la parte superior de la pipa de agua se coloca un recipiente, cubriéndolo con papel de aluminio. Sobre el papel de aluminio se colocan las brasas que harán quemar el carbon y así producir la combustión . El narguile se fuma entre unos cuantos fumadores (o individualmente; se ha de tener en cuenta que el acto de fumar con un narguile puede durar una hora aproximadamente) aderezado con té turco (manzana, limón, naranja) o con café árabe; para fumar en la pipa de agua se proporcionará una boquilla para cada participante (Wikipedia)".

La pipa la compone (ver gráfica) un tubo de bronce macizo donde se deposita el carbón y se produce la combustión del tabaco negro al que previamente se le ha incorporado manzanas, rosas, limón, naranja, etc. (ya se compra mezclado); una botella o recipiente que contiene el agua (en algunos casos vino) que actúa a manera de filtro; y una manguera o boquilla que traslada el humo. El tabaco que se quema en la parte superior, pasa a través del agua burbujeante, para ser aspirado a través de la manguera. Además de vender el placer de fumar, a los potenciales fumadores se los instruye sobre las bondades del bajo contenido de nicotina (menos del 5%) por la “purificación del humo a su paso por el agua”.

Hay pocas investigaciones sobre la narguila, pero según la Asociación de Lucha contra el Cáncer Israelí, “se ha comprobado que fumar Narguila produce el mismo daño que los cigarrillos comunes, y en ocasiones el daño es mayor. Entre otros datos, dichas investigaciones advierten que la cantidad de nicotina que se encuentra en una Narguila es el doble de lo que hay en un cigarrillo común y la cantidad de tiempo durante el cual se fuma también es mayor”.

Hasta donde nos hemos podido informar, la moda ya se extiende por Colombia, Brasil, México, Panamá y algunos países del caribe. Del Cono Sur no tenemos noticias.

Recomendamos incorporar a la legislación de control del tabaco, regulaciones sobre el consumo de la Narguila, pues de seguro este vicio se extenderá como un cáncer.

ILUSTRACIÓN 2: Povesham